El colon y el recto se componen de muchas clases de células que normalmente se dividen de manera ordenada para producir más células sólo cuando el cuerpo las necesita. Pero si estas se producen en mayor cantidad que las destruyen, se forma una masa de tejido adicional que se llama tumor y que a su vez, puede ser benigno (no canceroso) o maligno (canceroso).

El cáncer colonorrectal se extiende directamente del forro del colon hacia los tejidos adyacentes. El tumor se puede propagar a otras partes del cuerpo.

Causas y factores de riesgo:

Los hábitos alimentarios inadecuados son una de las causas màs frecuentes del exceso de peso y son en parte responsables por el incremento en la frecuencia de ciertos tipos de càncer. Se ha demostyrado que las dietas con alto contenido de grasa promueven la aparicion de algunos tipos de cáncer, entre ellos el colonorrectal. Por el contrario, la ingestion de vegetales y frutas parecen proteger el organismo por la gran cantidad de compuestos antioxidantes y de fibra. Entre otras causas esta la falta de ejercicio, formación de pólipos, una historia familiar de poliposis adenomatosa o bien factores genéticos.

Síntomas:

Cuando una enfermedad afecta al colon o al recto pueden aparecer los siguientes sintomas:

• cambios en los hábitos del intestino(diarreas o estreñimiento)
• sangre en o sobre las heces
• heces más delgadas de lo normal.
• malestar general del estomago (hinchazon, plenitud, dolor)
• expulsión mas frecuente de gases
• sensación de que el intestino no se vacía completamente.
• pérdida de peso sin razón conocida.

Diagnóstico:

El diagnostico comprende la historia médica del paciente y de su familia, examen físico completo que incluye un tacto rectal y varias pruebas de laboratorio con muestras de sangre, análisis de orina, radiografías del colon, ultrasonidos, tomografías e incluso biopsia.

Tratamiento:

Depende del tamaño, de la ubicación del tumor, de la etapa de la enfermedad. Existen 3 principales maneras principales de tratar este mal como lo es la quimioterapia, la radioterapia y la cirugía.

Quimioterapia:

Consiste en el uso de fármacos para destruir las células cancerígenas que se administran por vía oral o inyectados; estos medicamentos entran a la corriente sanguínea y viajan por todo el cuerpo para destruir las células cancerígenas donde quiera que estén. La quimioterapia puede utilizarse en las etapas iniciales o después de la intervención quirúrgica para retirar el cáncer.

Radioterapia:

Se utilizan rayos de alta energía para detener el crecimiento y multiplicación de las células cancerígenas; a veces la radioterapia se usa antes de la cirugía para reducir el tumor.

Cirugía:

Es el tratamiento más común para todas las etapas del cáncer colonorrectal; la ubicación y el tamaño del tumor deciden el tipo de procedimiento quirúrgico que se va a realizar.

Prevención:

Las siguientes medidas preventivas parecen reducir el riesgo.

--mantener una dieta baja en grasa, máximo 25 gr por día y alta en fibra.
--consumir por lo menos 1 gr de calcio todos los días.
--realizar 30 minutos diarios de ejercicio.
--comer alimentos que contengan antioxidantes, como las frutas cítricas y las verduras verde oscuras y amarillas.
-- no fumar.
--limitar el consumo de alcohol.

Bibliografía:
Dr. Joaquín Montaño Ulloa; médico familiar y anestesiólogo. Hospital general de zona y medicina familiar no.1 Bcs.