(A los padres, familiares y amigos del compañero periodista Edgar Daniel Esqueda Castro, asesinado por presuntos agentes de la Policía Ministerial de San Luis Potosí. Un abrazo solidario en estos momentos difíciles. Y la exigencia que su crimen no quede impune)

Otro exgobernador de Tamaulipas, Eugenio Hernández Flores, después de Tomás Yarrington Ruvalcaba fue detenido ayer viernes 6 de octubre en Ciudad Victoria, capital de esa entidad norteña.
Obligado es preguntar hasta cuándo el PRI-gobierno decidirá lavarse la cara de la corrupción y detener a los mayores saqueadores de Oaxaca, Gabino Cué y a su principal operador político-financiero Jorge Enrique Castillo Díaz.
Y junto con ellos a José Zorrilla de San Martín Diego, Netzahualcóyotl Salvatierra López, Alberto Vargas Varela y a Carlos Alberto Moreno Alcántara, entre muchos otros probables pillos de siete suelas.
Al margen de su encarcelamiento al igual que Germán de Jesús Tenorio Vasconcelos, Gerardo Cajiga Estrada y Enrique Celso Arnaud Viñas, es indispensable que se confisquen sus cuantiosas fortunas mal habidas.
Esos recursos permitirían agilizar la reconstrucción de las obras públicas en materia de infraestructura de salud, educativa y de vías de comunicación, que urge iniciar para evitar que ésta sea utilizada como pretexto para chantajear por los grupos de presión.
Hace unos días el presidente de la república, Enrique Peña Nieto, y el mandatario estatal, Alejandro Murat Hinojosa, anunciaron la entrega de tarjetas bancarias en las que se entregarán recursos hasta por 120 mil pesos para quienes tuvieron pérdida total.
El monto total de los daños se elevan hasta tres mil millones de pesos para la reconstrucción de los 41 municipios afectados por los sismos en el Istmo de Tehuantepec, pero especialistas dicen que el monto no alcanza para mucho.
A los propietarios de viviendas que tuvieron pérdidas parciales el gobierno otorgará 30 mil pesos en dos mensualidades; pero en el Istmo hay 70 mil casas dañadas, 35 mil con daño parcial habitable, 21 mil 41, con daño parcial no habitable y 14 mil 352 con pérdida total.
La cifra de apoyo a los hogares perdidos asciende a mil 722 millones 240 mil pesos, y mil 683 millones 750 mil pesos para los que tuvieron daños parciales habitables y no habitables.
Para el expresidente del Colegio de Arquitectos del Estado de Oaxaca, Lázaro García Saavedra, los 120 mil pesos alcanzan para construir cuartos con medidas mínimas, es decir, de tres por tres metros, y un pequeño baño; pero sin acabados como repello, loseta, piso de concreto u otros detalles.
No obstante, la arquitecta Claudia Ruiz Pérez, presidenta del Colegio Libre e Independiente de Arquitectos de Oaxaca, cree que según sus cálculos, únicamente alcanzaría para un cuarto de medidas cuatro por cuatro, o un cuarto con medidas mínimas y un baño, pero también sin ningún tipo de detalle.
El exmandatario tamaulipeco Eugenio Hernández Flores, es acusado por autoridades de Estados Unidos de los delitos de defraudación bancaria, asociación ilícita para lavar dinero y por ser parte de la operación de una empresa no autorizada para envío de dinero.
Eugenio Hernández fue investigado por las autoridades mexicanas por lavado de dinero y delincuencia organizada, en el mismo expediente por el que fue acusado Tomás Yarrington, quien ahora se encuentra sujeto a un juicio de extradición en Italia.
A diferencia de Yarrington, en 2013, autoridades de la Procuraduría General de la República (PGR) archivaron el caso por falta de pruebas.
Sin embargo, el exgobernador es prófugo de la justicia de Estados Unidos, por ser acusado de los delitos arriba mencionados. Actualmente, las autoridades de EU no han solicitado a México la detención provisional con fines de extradición.

Ediles del PRD del Istmo
lucran con la desgracia

Un grupo de presidentes municipales emanados del PRD en la región del Istmo de Tehuantepec, que han sido acusados de manipulación de la ayuda humanitaria a los damnificados por el sismo con fines políticos, intentan que el gobierno federal les entregue el manejo discrecional de más de 40 millones de pesos destinados a la reconstrucción de viviendas.
Los ediles de la región del Istmo emanados del PRD ofrecieron una conferencia de prensa en el Palacio Legislativo de San Lázaro donde fallidamente intentaron justificar su intención de que el gobierno federal les entregara el manejo de dichos recursos.
Entre los ediles se encontraba, por ejemplo, la alcaldesa de Juchitán de Zaragoza, Gloria Sánchez López -hermana de Héctor Sánchez López, patriarca de la COCEI-, quien ha sido fuertemente señalada por lucrar con los apoyos para damnificados en aquella localidad.
Incluso, Gloria Sánchez fue evidenciada a través de un video en el que se observa que entrega una despensa con víveres enviados por el gobierno federal a los damnificados, pero solo a quien le enseñaba un boleto obtenido previamente, tras mostrar su credencial de elector.
En aquella ocasión, los vecinos inconformes indicaron que es una práctica indebida porque en medio de la desgracia, la presidenta solo entrega los beneficios a los militantes de su partido, el resto tienen que esperar la llegada de las fuerzas armadas.
Hoy, bajo esa misma práctica de coerción, discriminación y manipulación con intenciones políticas, los ediles perredistas de la región del Istmo de Tehuantepec pretendían que el gobierno federal les entregara dicha suma global de dinero para la reconstrucción de viviendas que resultaron con pérdida total tras el sismo.
Dichos presidentes municipales del Partido de la Revolución Democrática no han aportado un solo peso para compra de despensas, armado de albergues o distribución de agua potable.
Además, esos ediles son los mismos que han intentado decir que son insuficientes 120 mil pesos para la reconstrucción de una vivienda, a pesar que ellos no se han mostrado dispuestos a aportar un solo peso de sus recursos municipales, para incrementar ese monto.
Incluso, la misma población ha denunciado que los ediles del PRD cuestionan los censos de damnificados, porque arbitrariamente ellos ya tenían los propios donde solo habían integrado a gente de su mismo partido.
Los istmeños dijeron que a los diputados federales y locales del PRD ya se les olvidó que el gobierno corrupto de Gabino Cué quedó atrás, y que hoy la reconstrucción de las zonas siniestradas les pertenece sólo a los oaxaqueños y no a los partidos con intereses sectarios, como el PRD.
Sobre la ayuda que está dando el gobierno federal en el Istmo, el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, claramente dejó dicho que no necesitaban presentar ningún tipo de documento mientras las casa ya esté foliada.
Mientras tanto, en Tehuantepec la Presidenta Municipal, Yesenia Nolasco, está exigiendo primeramente el pago de predial 2017 al corriente, recibo de energía eléctrica y documento de propiedad si no está debidamente protocolizada la escritura correspondiente.
Y ello para llevar a cabo la demolición de los predios, amén de hacer firmar una responsiva deslindándose de responsabilidades. ¡Ya basta de malos manejos¡ ¡Ya basta de seguir pisoteando al caído, definitivamente, no pagues nada paisano! ¡Unidos saldremos adelante!

Tras inundaciones nos
mataremos por el agua

Sin ánimo conspiracionista, ni menos visos alarmistas de corte apocalípticos, por simple supervivencia es indispensable adelantarse a los acontecimientos futuros por venir.
En un ejercicio de creación de escenarios futuros, no es nada descartable que a las devastadoras inundaciones sobrevendrán terribles sequías en las cuales nos mataremos por el agua.
Este trabajo de prospectiva no es, de ninguna manera una alucinación, resultado de un sueño de opio, sino la conclusión de un análisis con base en la cruel y cruda realidad por vivir.
En este sentido, el infierno tan temido del destino finalmente nos alcanzó a los oaxaqueños. En algunas regiones hemos empezado a matarnos ya por la falta de agua para consumo humano.
Los indígenas mixes de San Pedro y San Pablo Ayutla y sus vecinos de Tamazulapan del Espíritu Santo, se disputan un manantial, con un saldo sangriento de muertos y heridos
El último ataque de los habitantes de Tamazulapan del Espíritu Santo contra sus vecinos de San Pedro y San Pablo Ayutla, ocurrió el pasado 5 de junio, con saldo de un muerto y ocho heridos.
A ello, hay que sumar las estupideces de las políticas públicas de la Comisión Nacional y Estatal del Agua (Conagua y CEA), así como de los Servicios de Agua Potable y Alcantarillado de Oaxaca (SAPAO).
Ni el organismo federal menos los estatales se preocupan y ocupan por retener los millones de metros cúbicos de agua del río Atoyac que anualmente arrastran cientos de toneladas de excremento al mar.
Nada se ha hecho para que de manera eficaz y eficiente, se evite la contaminación del río Atoyac con las aguas negras de los numerosos asentamientos humanos establecidos a lo largo de su cauce, incluyendo a la propia capital oaxaqueña y zona metropolitana.
Desde la década de los 60 el Plan Oaxaca logró diagnosticar que a lo largo de 65 kilómetros del Cañón de Tomellín se pueden y deben construir represas, no presas, para retener el agua y permitir que ésta recargue por gravedad los mantos freáticos los Valles Centrales.
El calentamiento global es una de las últimas mentiras para mantener a la población mundial atemorizada y, por ende, controlada, pero lo cierto es que estamos destruyendo el planeta.
Es real la existencia de la conspiración plutocrática por un gobierno central único global, como parte central del Nuevo Orden Mundial, que termine con fronteras e identidades nacionales.
En la agenda global está previsto que la Tercera Guerra Mundial será por agua. Y la guerra mundial ya inició con los conflictos étnico-religiosos en Europa Oriental y el Medio Oriente.
Para no ir tan lejos por un ejemplo claro y concreto, veamos las estupideces de pueblo y gobierno que contribuyen a la destrucción de la Tierra y por ende de México y Oaxaca.
Sin ser una solución simplista, es muy fácil, simple y sencillo, prevenir las catastróficas inundaciones, evitando los asentamientos humanos precarios en zonas de alto riesgo.
Lamentable y dolorosamente, las autoridades federales, estatales y municipales, permiten que partidos y organizaciones sociales radicales invadan las márgenes de ríos y arroyos.
Sus dirigentes lucran con la ingente necesidad de miles de pobres por contar con un predio para construir su vivienda. Además, la rentabilidad político-electoral, es el mayor negocio.
Por otro lado, gobernantes, servidores públicos y políticos en general de todos los partidos llegan al extremo de invadir los cauces de ríos y arroyos, como ocurre en el río de San Felipe.
Los habitantes del Fraccionamiento Residencial Puente de Piedra no desconocen que el ex gobernador Ulises Ruiz construyó su ‘chocita’ hasta medio cauce del río de San Felipe.
Otro tanto hizo su delfín, el senador con licencia y actual subsecretario de Desarrollo Social, Eviel Pérez Magaña, al pretender robarse presuntamente el vaso de la Presa Rompepicos con la probable complicidad de Conagua.
El Tribunal Colegiado en Materia Civil y Administrativa del Décimo Tercer Circuito dio un severo revés a Eviel Pérez Magaña, presunto propietario, en realidad, al resolver el recurso de revisión 393/2016 respecto de la presa Rompepicos, determinando que ésta es un bien público.
Se decidió sobre el amparo 287/2015 que interpuso el supuesto dueño, Julio César Adame, en donde se tomó en consideración que no es suficiente la escritura que exhibió el quejoso que fue elaborada por el Notario Público 105, Eduardo García Corpus para reclamar el terreno.
En este sentido, el Colegiado indicó que se requería una prueba científica, cartografía, y pruebas periciales para determinar que es un predio y no una presa, informó en su momento el abogado de los vecinos de la zona de San Felipe del Agua, la Cascada y Xochimilco, Jesús Matías Hernández.
Además, se tomó en consideración que no se llamó a juicio a todos los afectados, Comités de Vida Vecinal y colonias, para tomar en cuenta su punto de vista, explicó el abogado.
El juez revocó y determinó que la presa es de la federación, si el quejoso pretende continuar con el procedimiento, tendrá que presentar pruebas e iniciar un nuevo amparo.
“Se tuvo una defensa por casi un año, fue un proceso casi indefendible, pero debemos estar satisfechos que imperó la razón, el derecho, sobre la infamia, la voracidad para apropiarse de cosas que son del pueblo”, precisó el abogado.
A la Comisión Nacional del Agua (Conagua), ya se le hizo el trabajo jurídico que no pudo hacer, ahora deberá hacer obra pública para evitar una desgracia, “ya no tiene pretexto para decir que se tiene una, ahora, debe hacer el trabajo para evitar daños por las condiciones climatológicas”.

alfredo_daguilar@hotmail.com
director@revista-mujeres.com
@efektoaguila