Según los mulólogos, expertos en el comportamiento de las mulas, animales, no políticos ni “líderes sociales”, las mulas más necias son las andaluzas, y esas, cuando están llevando el arado, si deciden cruzar los surcos no hay quien las pare, por eso decimos que como mulas andaluzas se compartan los políticos mexicanos cuando nos hablan de que no existen cárteles en x o z lugares, pero aceptan que existen muchas narco tienditas, y por lógica, no por mulas, creemos que si hay muchos pequeños distribuidores de drogas, cuando menos hay un mayorista para venderlas y controlar el mercado, y esto, solamente opera con la protección de la autoridad y con la fuerza de un cártel que es el que se lleva las utilidades, así que si hay narco tienditas, hay, cuando menos, un cártel en esas zonas… pues no traten de hacernos pentontos ni tomarnos el pelo repitiendo, como mulas, lo que ya no les creemos…
Y, lo que hemos platicado muchas veces en el sentido de que ante la falta de recursos en el sector salud, la privatización de los servicios en favor de los dueños de los grandes consorcios hospitalarios y de los núcleos de médicos y los monopolios en medicamentos, servicios, instrumental y material de curación es de tal suerte, un enorme negocio que ahora produce una casta o un grupo, un cártel que es el que domina todo el sector, aliados, en muchos negocios con los servicios médicos, con los representantes sindicales, y sobre todo, con los funcionarios, así se han logrado defraudar y saquear con total impunidad los recursos del SEGURO POPULAR, y se dan los negocios en la compra de medicamentos, equipos, uniformes y obras a un pequeño grupo de coyotes protegidos bajo el amparo de las siglas del sector patronal e incorporando a sus “coyotes” que le han prestado servicios al presidente, como importantes funcionarios de las zonas económicas especiales que se les brindan como un nuevo nicho de mercado, inversiones y saqueos de recursos naturales y financieros en su favor, como pago por sus múltiples servicios a la “corona presidencial”, eso sí, les vale madre o les importa un carajo la salud y el costo que pagamos los ciudadanos que además, somos defraudados o robados por ellos, cuando utilizan los fondos y recursos públicos en su favor para hacer sus negocios privados, y así, además de la impunidad, hay que decirlo, el presidente guarda silencio y las autoridades del sector salud se movilizan ahora, para generar conflictos y problemas políticos por medio de los grupos de hampones que operan a los sindicatos y negocian, al igual que esos coyotes, para que no se descubran quiénes son y cómo está compuesto el cártel que controla al sector.
Así,, los mexicanos, pagamos un 120% más en el gasto en salud de nuestras familias, y esto lo logró Peña Nieto, en tan solo cuatro años, dando manga ancha a los saqueadores y coyotes en el sector salud y en el Seguro Popular, y siguen en la impunidad y saqueando en varios estados con los mismos mecanismos, como si fuera la “caja chica” de los políticos y de los funcionarios aliados con los coyotes del sector…y para justificar la privatización de los servicios y lastimar más la economía de los mexicanos redujeron los presupuestos de 580 mil millones de pesos a 569 mil millones para este año, con ello, los mexicanos que no reciben la atención social gastan cuando menos un 41% de sus ingresos en atender su salud… eso sí, los coyotes del sector, ahora, altos funcionarios para continuar coyoteando y robando a los mexicanos, no solamente han aumentado sus propiedades y sus inversiones, sino que amplían sus negocios de zapaterías en varios estados gracias al ingreso de capital fresco que les permiten los saqueos a los presupuestos públicos… y luego, quiere el presidente que los mexicanos reconozcamos lo bueno, y lo que mejor hacen en el sector público en alianza con el sector privado es robarnos y saquear nuestros recursos ,bienes y fondos públicos para hacer sus negocios privados…. aunque se jodan miles de mexicanos por falta de atención a su salud…
Y así las cosas, por esas y otras razones de muchos pesos, no se puede instrumentar la lucha contra la corrupción porque para hacerlo se tendría que hacer la limpieza desde arriba para abajo, como cuando se lavan las escaleras, y si los de arriban están mamando como locos de los puesto y de los presupuestos al lado de los “empresarios sin empresas” ,dándoles puestos de funcionarios, pues creo que no se logrará limpiar la corrupción en este sector, y cuando solamente se quiere golpear a los trabajadores que justa o injustamente están contratados y prestan sus servicios, haya o no los techos presupuestales, pues claro que hay protestas, y los líderes sindicales que son los socios y cómplices de esos funcionarios que gozan de impunidad, pues hacen su función y aparecen como dirigentes defensores de derechos obreros, a pesar de que solamente los utilizan para cobrarles las cuotas, hacer negocios, contratos y meter a sus cuates y compadres en la nómina, pero aparentemente, pues hacen su función, y por ello no les pueden apretar las tuercas, porque los que en verdad roban, hacen negocios y viven en la opulencia y en el impunidad, no los tocan ni con una orden de presentación para que rindan cuentas de sus robos y asaltos al sector… y como dice mi compadre, pues se hace la ley en las mulas de mi compadre no en las mías… y así pues, nos hacemos pentontos solos y no se soluciona el problema real que es el de eficientar los servicios de salud en favor de los mexicanos, y no en favor de una mafia de funcionarios, políticos y “empresarios sin empresa” que, protegidos desde las altas esferas, siguen robando y mamando de los puestos y presupuestos… y si el de arriba roba pues el de abajo se siente también con derecho, y es un cuento de no acabar..-.