Los diplomáticos se reintegraron a sus trabajos con una certidumbre:

-Marcelo Ebrard tiene plena autonomía.

En otros términos:
Durante la reunión anual de embajadores y cónsules, esta vez diferente y más incierta, el canciller se mostró muy solvente tanto en sus discursos oficiales como en sus encuentros privados.

Antes, hasta Enrique Peña y pese la ascendencia de Luis Videgaray, el Presidente de la República les daba un mensaje con saludos, agradecimientos y lineamientos generales.

Esta vez Andrés Manuel López Obrador fue más cauto inclusive para pedirles su conversión en promotores de inversión empresarios y de Gobiernos extranjeros.

Instrucción fundamentalísima e inalienable sobre todo porque está decretada la desaparición de organismos importantes como el Consejo de Promoción Turística de México (CPTM) y ProMéxico.

Se les consideró inútiles y un nido de corrupción, por lo cual no fueron posibles ni mayores análisis ni una modificación en su presupuesto y en sus funciones.

Ya vendrán las facturas del tiempo.

UN VIAJERO MUY SELECTIVO

Hay razones para pensar en este cambio de política exterior.

La primera:
Andrés Manuel López Obrador no es afecto a viajar en aviones por temores muy personales, y menos a realizar vuelos largos, como suponen los encuentros extranjeros.

Ya verá cómo resuelve invitaciones pendientes de atención, entre ellas la del Presidente ruso, Vladimir Putin, y de su aliado venezolano, Nicolás Maduro.

Del segundo no hay un buen síntoma: no ha designado embajador en Caracas y a su nueva investidura -¿cuántas más intentará?- mandó al agregado comercial de una legación acéfala.

De momento los augurios de embajadores y cónsules es la presencia plenipotenciaria de Marcelo Ebrard a los actos oficiales de otras naciones.

Se le verá solo con Presidentes, primeros ministros y cancilleres -por supuesto acompañado de representantes diplomáticos en esos lugares-, inclusive en negociaciones y suscripciones de acuerdos de colaboración y comerciales.

Por ahora el tabasqueño intentará evitar viajes al extranjero y sobre todo largos.

Luego, llegada la necesidad, López Obrador analizará cada caso y decidirá de manera selectiva a cuáles eventos multilaterales asistirá.

Captaron bien la estrategia los embajadores.

GASOLINA A 16 PESOS LITRO

Ver para creer.

Por razones familiares ando en Tabasco.

Sí, el Edén tropical.

Acá, en la tierra de Andrés Manuel López Obrador, no se sufren angustias de la Ciudad de México, Guanajuato, Querétaro, Estado de México, Jalisco y otras regiones.

Acá hay abasto suficiente de gasolina y, ¡brinque de sorpresa!, muy barata.

La Magna se encuentra hasta a 16 pesos el litro.

Sí, ¡16 pesos el litro!

Aunque debe comprarse en Costco -no es promoción, es información- y ser socio de esa cadena, lo cual es muy barato y eso garantiza la adquisición de muchos productos a precios bajos.

Pero en la calle, en cualquier expendio, se puede encontrar a 17.50 o unos centavos más, pero siempre abajo de los 18 pesos, algo no visto en casi ninguna otra parte del país.

-Aquí no tenemos problema. Hay mucha gasolina y muy barata -me dice el taxista mientras me pasea y me presume:-. Es fruto del buen trato que nos da nuestro paisano el Peje.

-Bueno -contesto sin ninguna convicción-, llenaremos Tabasco de chilangos.

Y me apeo con dos expresiones:
-¡Qué bendición la de ustedes! ¡Qué desgracia la nuestra!