Estudiantes universitarias acudieron a la caseta telefónica donde fue encontrado el cadáver de Lesby, el pasado 3 de mayo, y a manera de ofrenda la adornaron con flores y velas.

Más de mil estudiantes llegaron a las 15:30 horas al lugar, entre el Instituto de Química y la Facultad de Ciencias Políticas en Ciudad Universitaria.

Al llegar, todas gritaron “Somos Lesby” y “Ni una más ni una asesinada más”.

En los alrededores, se registró un incidente con representantes de medios de comunicación, a quienes algunas de las asistentes les arrojaron agua en reproche por estar demasiado cerca del sitio donde fue hallada Lesby el 3 de mayo pasado, y les reclamaron ya que decían que el evento era de ellas.

Algunos fotógrafos protestaron y anunciaron que se irían sin cubrir la protesta programada en Rectoría, en cuanto concluya el homenaje en la caseta.

Los ánimos se calmaron y varias mujeres expusieron la situación de acoso sexual que padecen en las calles, y una madre habló de la violencia feminicida que acabó con la vida de su hija.


inf./Teléfono Rojo/Quadratín