Bon Jovi dice que desde los 16 años se propuso ser rockero, por eso a los 21 pudo grabar su primer disco

El cantante estadounidense Jon Bon Jovi, que acaba de anunciar nuevos conciertos en Europa para 2019, analizó sus más de tres décadas de carrera musical en una entrevista en la que confesó que nunca se planteó “un plan B” si el rock le fallaba.

“Tenía 16 años y no había ninguna otra opción”, dijo sin pestañear el cantante al recordar el momento en el que supo a lo que quería dedicar su vida.

“Cuando tenía 16 años no había ningún plan B”, insistió. “Pero eso significó que a los 16 me colaba en los bares y que para los 21 ya tenía un contrato discográfico y estaba haciendo mi primer álbum”.

La banda de rock que ha liderado el cantante durante más de 35 años, Bon Jovi, acaba de anunciar nuevos conciertos para 2019 de su gira This house is not for sale.

Durante las más de tres décadas de antigüedad del grupo, el estadounidense admitió haber tenido que adaptarse a muchos cambios de un sector en constante movimiento.

“Hemos pasado por muchas repeticiones en 35 años. Antes no había ni ordenadores ni CDs. (…) Y ahora los discos no se venden, ya no significan nada”, dijo el cantante, que subrayó los beneficios de los avances de la tecnología.

“Ahora -opinó- la buena noticia del mundo de internet y el streaming es la posibilidad de una paleta sin fin de la que elegir”.

Pese al aspecto positivo de los avances de la tecnología aplicados a la música, la estrella del rock reconoció que hay ciertas particularidades a las que no ha sabido adaptarse, como las redes sociales.

“No me he puesto al día en cuestión de redes sociales con respecto a nuestro estatus de celebridades. Y ahí sí que hay una desconexión, eso es para la siguiente generación”, dijo Jon Bon Jovi, que participa de forma esporádica en Instagram.

“(La tecnología) es una bendición y una maldición”, sentenció.

Ha sido precisamente haber sobrevivido a varias décadas de una industria feroz lo que ha llevado a Bon Jovi a haber sido incluida este año en el Salón de la Fama del Rock and Roll, un privilegio reservado sólo a unos pocos y que por lo tanto ha marcado su carrera.

“Fue una celebración fantástica y un gran logro. (…)”, expresó el artista, que describió el evento como “estar en tu propio funeral”, en el que “mucha gente se reúne para hablar de cuándo te conoció”.

Aun así, a la banda le queda todavía mucho por hacer, dijo David Bryan, uno de los miembros fundadores de Bon Jovi.

“Desde luego que no hemos conseguido todo lo que queríamos, porque si no ya nos hubiéramos retirado. Aun nos importa mucho ser buenos músicos, buenos cantantes, y trabajar todo lo duro que podamos”, explicó el teclado de la formación.

Su mayor objetivo en la actualidad, sin embargo, es el de tratar de mejorar un mundo dividido y polarizado, en el que el odio cada vez está más presente en la política y en la sociedad.

“Creo que ese es nuestro gran regalo, que subimos al escenario y la gente se olvida del odio y piensa en el amor, en la unión, en trabajar juntos y en ser personas”, zanjó Bryan.



Esta nota originalmente se publicó en El Sol de México