Ante la incapacidad del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México, para soportar el tráfico de pasajeros durante los próximos años, el Estado de México vuelve a ser la opción en terrenos del municipio de Texcoco.

Se detalló en el espacio de "En Fórmula con Enrique Muñoz" que han pasado más de tres años del conflicto con ejidatarios de Atenco, quienes se negaron a la construcción de la terminal aérea en su zona. Hoy las autoridades tienen en claro que Texcoco es suficiente para iniciar el proyecto.

Se indicó que la construcción de un nuevo aeropuerto es inminente porque en pocos años la saturación de vuelos podría paralizar estas operaciones importantes de turismo o negocios que se realizan diariamente.

La Secretaría de Comunicaciones y Transportes trabaja en una solución para el AICM y deberá ser presentada a más tardar en el segundo semestre del 2014, con una inversión que alcanzaría los 70 mil millones de pesos.

La nueva terminal aérea está pensada para construirse muy cerca del Lago Nabor Carrillo, muy cerca de la autopista México-Texcoco, bajo una conexión directa con el aeropuerto Benito Juárez que pasaría a tener una operación parcial.

La SCT planea que para el 2018 queden en operación dos de las seis pistas en este proyecto, incluso el titular de la dependencia, Gerardo Ruiz Esparza, ya ha recibido recomendaciones de despachos internacionales para ampliar la capacidad operativa en terrenos ubicados en el costado oriente del AICM los cuales son propiedad del Gobierno Federal. Con información de Francisco Vega.


INF./GRUPO FÓRMULA