El presidente electo Andrés Manuel López Obrador anunció su decisión sobre la consulta del Nuevo Aeropuerto y como era de esperarse, el tabasqueño se inclinó por construir dos pistas más en la Base Aérea de Santa Lucía y reacondicionar el actual Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México.

En conferencia de prensa, el tabasqueño señaló que la voluntad popular se manifestó en la consulta convocada para este fin de semana, donde poco más un millón de personas participaron, dando el 69.95 por ciento de los votos a la opción de pregonada por López Obrador.

Acompañado de su equipo, el político reiteró la viabilidad del la obra en cuestión, pues aseguró que el gobierno de a Francia envío un dictamen avalando el funcionamiento de Santa Lucía, terminal que quedará lista en máximo tres años.

Finalmente, el presidente electo aseguró que con la cancelación de la obra en Texcoco habrá un ahorro de 100 mil millones de pesos, además de garantizar las inversiones de las constructoras.