El Congreso de Oaxaca llamó a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) ampliar el presupuesto para el Ejercicio Fiscal 2020, destinado a los pueblos y comunidades indígenas y afromexicanas.

Preocupada por garantizar la oportuna atención a los pueblos indígenas y afromexicanos de Oaxaca, la LXIV Legislatura Local solicitó respetuosamente a la dependencia tener “especial atención para la población oaxaqueña y como un acto de justicia”.

La Diputación solicitó considerar como base el techo financiero ejercido en 2015 por la entonces Comisión Nacional para el Desarrollo de Pueblos Indígenas (CDI) hoy Instituto Nacional de los Pueblos Indígenas (INPI).

El punto de acuerdo presentado por la legisladora Gloria Sánchez López y el diputado Arsenio Lorenzo Mejía García y aprobado en el Pleno Legislativo, invoca parte del texto del Artículo 58 de la Ley de Presupuesto y Responsabilidad Hacendaria que señala “no podrá realizar reducciones a los programas presupuestales ni a las inversiones dirigidas a la atención de comunidades y pueblos indígenas”.

Ahí mismo se justifica que, en 2015, la entonces CDI tuvo un presupuesto mayor a los 12 mil millones de pesos, aunque al final se recortó más de 2 mil millones, sin embargo, para el 2019, el ahora INPI tuvo un presupuesto mayor a los 6 mil millones.