El Ejecutivo está convencido de que la Ley de Seguridad Interior promulgada ayer por el mismo presidente Enrique Peña Nieto, es constitucional, pero esperará a que la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) indique que está plenamente apegada a la constitución.

Aseguró lo anterior, Renato Sales Heredia, comisionado Nacional de Seguridad quien precisó que desde su punto de vista la ley no tiene visos inconstitucionales, y que es falso que la legislación plantee cateos en domicilios sin órdenes previas o espionaje.

Entrevistado por el equipo de Ciro Gómez Leyva, ratificó que la Ley de Seguridad Interior retomó y hace eco de las preocupaciones de las organizaciones de la sociedad civil y de los organismos defensores de derechos humanos y para ratificar la premisa, se envió a la Corte para que la revise y determine lo conducente.

"Estamos convencidos de que está apegada a la Constitución, nosotros creemos que no hay ningún problema", aseguró al tiempo que refirió que hay algunas situaciones que pueden trabajarse independientemente de la ley.

Insistió en que la ley, tan criticada incluso por organismos internacionales, no militariza el país, ni implica la violación de los derechos fundamentales, además de que es falso que plantee cateos o espionaje.


inf./Grupo Fórmula